FUNDACIÓN LABORAL

Entidad paritaria sin ánimo de lucro, formada en 1992, por la unión de la Confederación Nacional de la Construcción (CNC) , CCOO de Construcción y Servicios y Federación de Industria, Construcción y Agro(UGT-FICA).

Su objetivo es facilitar a empresas y trabajadores los recursos que hagan posible un sector más profesional, seguro, capacitado y con futuro. Un sector que hoy trabaja más unido y conectado entre sí que nunca, con la sociedad y con el resto de sectores, para afrontar el reto de los nuevos tiempos.

Como resultado de años de dedicación y esfuerzo, y gracias al apoyo de muchos profesionales, la Fundación es ya una entidad de referencia en el sector y un aliado clave para trabajar por y para el futuro de empresas y profesionales.

Con más experiencia y conocimiento a nuestro alcance, se trabaja para lograr que la prevención de riesgos laborales, la formación, la innovación, la sostenibilidad y las nuevas tecnologías ayuden a seguir construyendo ese sector de progreso.

 

TARJETA PROFESIONAL DE LA CONSTRUCCIÓN Y DEL METAL (TPC)

La Tarjeta Profesional de la Construcción y del Metal es una herramienta estrechamente vinculada con la formación en materia de prevención de riesgos laborales.

Esta formación es obligatoria para todos los trabajadores que prestan servicios en empresas que se encuentran en el ámbito de aplicación del V Convenio General del Sector de la Construcción y el Acuerdo Estatal del Sector del Metal.

La Fundación Laboral de la Construcción y la Fundación del Metal para la Formación, Cualificación y el Empleo son las entidades encargadas de implantar, desarrollar y divulgar la TPC.

Asimismo, esta herramienta avala:

  • La experiencia en el sector.

  • La cualificación profesional.

  • La formación recibida.

Las entidades que quieran homologar la formación que impartan en materia de prevención de riesgos laborales, necesaria para la adquisición de la TPC, disponen de un procedimiento a seguir. Nosotros les podemos informar sobre ello.

La Tarjeta Profesional de la Construcción y del Metal caduca a los cinco años desde su emisión y es necesaria su renovación.